Post-fiesta

Jélica: Realmente te viste muy guapo en tu entrevista eh

Rou: Naaa tsss tu crees?

Jélica: Si en serio, (acomodando el saco en el closet) me encantó la forma en que te diste a conocer, ya era justo para todos nosotros..

Rou: Si tal vez

Ágata: Pero ya es hora de un nuevo acto? ¡mira cuantos días has dejado pasar!

Rou: Diablos, es cierto.

Ágata: ¡Andando pues!

Morfeo: Pues cuando tu quieras mamacita

Ágata: Ash me das asco!

Rou: Bueno, bueno ya aquí va..:

Resulta que hoy fue mi primera “comida de negocios” y como primera vez, varias cosas no estuvieron del todo controladas.

Resulta que fuimos a comer a un restaurante de comida yucateca y pidieron unos panuchos. Para quien no los conozca, son mini tostaditas con cochinita pibil, cebollita morada picada y uno que otra cosa más que por no tener cualidades de cheff o cultura gastronómica estoy omitiendo. Bueno, resulta que la agarro por un extremo y ¡pum! se volteó cayendo todo el relleno al plato.

Rou: 0

Percances: 1


Todos los invitados pidieron tequila.. también yo, pero fue de lo peor!, el tequila estaba muy fuerte y no estoy tan acostumbrado a tomarlo como ellos, quienes lo bebían como si fuera agua. El problema aquí es que hice una cara como si me hubiera tragado una botella entera y solo era un maldito sorbo (extraño mi vodka, sniff)

Rou: 0

Percances: 2


Había un cuchillo que parecía para la mantequilla, pero no lo era por el tamaño (era muy grande), el problema aquí era que no tenía sierra y se me dificultaba mucho cortar los camarones que había pedido, así que tuve que esperar a que lños demás lo usaran para saber si lo estaba haciendo bien y.. resultó que sí!!!

Rou: 1

Percances: 2


¡¡¡Perdí la batalla, pero no la guerra!!!